Beirut ataque
Basem Tajeldine: Sobre beirut, no es descartable un ataque terrorista

Una fuerte explosión en el puerto de Beirut, que deja al menos 73 muertos y 3.700 heridos, revive la preocupación por el incremento de la confrontación con Israel, de demostrarse que el hecho es consecuencia de un acto terrorista. Aunque todavía se investiga el origen de la explosión, no es descartable una acción directa sionista tal como ocurrió en el 2006.

Autoridades Israelíes sostienen que su país no tiene responsabilidad en lo ocurrido, y atribuyen la explosión a un depósito de explosivos en el puerto.

Para el internacionalista y analista de temas del Medio Oriente, Basem Tajeldine, aunque hay que esperar las investigaciones, no es descartable una acción terrorista por parte de Israel semejante a la del 2006,  año en que llevo adelante lo que denominó la «Segunda guerra del Líbano«, atacando infraestructuras y edificios civiles y dejando un saldo de 1500 muertos. El gobierno israelí justificó la agresión  como respuesta al ataque con cohetes Katyusha por parte Hezbolá.

Tras su derrota en esta confrontación, Israel asumió como estrategia el cierre de  la línea de suministro entre Líbano y Siria, con el objetivo de destruir el denominado “Eje de la Resistencia” que se extiende de Teherán a Bagdad, Damasco, Beirut y Gaza.

«El Líbano juega un papel determinante en la región. La resistencia de Hezbolá, Siria y fuerzas iraníes, han frenado el avance de la alianza entre Israel, Estados Unidos  y fuerzas mercenarias que han querido imponer el mal llamado estado islámico y la tesis de convertir a Siria en un estado fallido».

En su opinión, está demostrado que Estados Unidos y sus aliados buscan configurar un nuevo medio oriente con  países y gobiernos aliados y para ello mantienen  una campaña internacional de descredito contra Hezbolá, calificándolo de grupo terrorista

El Movimiento de Resistencia Islámica del Líbano (Hezbolá) mantiene una lucha constante contra el autodenominado Estado Islámico (Daesh) y otras agrupaciones terroristas en Siria, por lo que ha sido un frente de resistencia importante ante las pretensiones de derrocar al presidente Bashar al Assad. El movimiento ha denunciado reiteradamente los  planes expansionistas de Israel en el Líbano, con la intención de robar sus recursos hídricos y territorios. El Líbano, Irán y Palestina son aliados ante los planes de Estados Unidos e Israel de reconfigurar el medio oriente a sus intereses.

De determinarse que la explosión fue provocada el analista no duda que habrá una respuesta contundente por parte de Hezbolá, ante lo que se calificaría como un acto de guerra.

Anahí Arizmendi