Referendo busca aplacar vientos de guerra

El referendo consultivo sobre la Guayana Esequiba es un instrumento de unidad del pueblo venezolano ante la estrategia de Estados Unidos, a través del gobierno de Guyana, de pretender desestabilizar la región y adueñarse de los recursos energéticos venezolanos. En esto coinciden el Internacionalista Ángel Tortolero y el Vicepresidente de la Subcomisión de Hidrocarburos William Rodríguez, para quienes el gobierno guyanes busca desestabilizar la región.

TODO POR PETRÓLEO

La crisis energética en Estados Unidos ha impulsado una serie de conflictos bélicos y no convencionales en países petroleros a fin de posicionarse de sus recursos a bajo costo.

Venezuela, una de las principales reservas petroleras del mundo, no es la excepción.

Desde el inicio de la Revolución bolivariana el país ha estado sujeto a una guerra no convencional e intentos de golpes de Estado orientados hacia un cambio de régimen político que le permita al gobierno estadounidense hacerse de reservas energéticas.

Para el 2015, año del decreto de Obama, que nos declara una amenaza inusual y extraordinaria y constituye la columna vertebral de todas las estrategias de bloqueo contra el país, la Exxon Mobil hace público el descubrimiento de un yacimiento petrolero con un valor neto aproximado de un mil millones dólares en aguas que considera “no están en disputa” entre Venezuela y Guyana.

En consecuencia, el gobierno venezolano respondió que cualquier área frente a las costas del territorio del Esequibo no puede ser explotada hasta que se resuelva la reclamación territorial en el marco del Acuerdo de Ginebra.

Por su parte el gobierno de Guyana anunció que “entregará bloques y licencias de explotación
petrolera en la zona” y activo el caso por la vía de un pronunciamiento sobre el Laudo Arbitral de París ante la Corte Internacional de Justicia, cuya Presidenta Joan Donoghue, trabajo como asesora en el Departamento de Estado de Estados Unidos.

Para el diputado William Rodríguez, Venezuela debe pasar a una etapa jurídicamente más activa y demandar al gobierno de Guyana y al consorcio petrolero por la explotación ilegal en aguas venezolanas y el robo que se está haciendo de nuestros recursos Así mismo denunció que la Exxon Mobil se ha convertido en un obstáculo para que Petróleos de Venezuela pueda exportar gas natural hacia Trinidad.

Para el parlamentario lo que está en juego es la “geopolítica de la energía”, que comprende una actitud histórica de la Exxon Mobil en relación a imponer sus políticas propiciando golpes de Estado.

Cabe destacar que el Comando Sur declaro a Guyana “lugar estratégico en el borde norte de Sudamérica y el Caribe” y un aliado de influencia en la región. Y para dejar más claro el metamensaje sobre el papel de este nuevo socio en la política exterior estadounidense, el almirante Craig Faller, líder del Comando e impulsor de un bloqueo naval a nuestro país, afirmo que ejercicios militares como los realizados con Guyana en 2019 constituyen “una poliza de seguro” contra nuevos escenarios ante la influencia regional de Rusia y China. Lo que prendió aún más las alarmas en el Ejecutivo venezolano.

Para el internacionalista Ángel Tortolero el gobierno guyanes busca desestabilizar la región como parte de la estrategia de Estados Unidos de crear focos de conflicto a nivel mundial en países o zonas con recursos petroleros y gasíferos.

El Ejecutivo venezolano ha denunciado que más del 66% de estos ingresos ilícitos van a empresas petroleras estadounidenses para las cuales las regalías del 1% que establece el gobierno de Guyana le son más favorables que el 30% venezolano, lo que para la Vicepresidenta Ejecutiva de Venezuela Delcy Rodríguez evidencia la poca importancia que para el gobierno guyanes tiene su pueblo, uno de los países más pobres del Caribe.

Tanto para Rodríguez como para Tortolero el referéndum es consustancial con la diplomacia de paz y la política exterior venezolana y una extraordinaria herramienta para enfrentar los tambores de guerra con los que está coqueteando el gobierno de Irfaan Ali Guyana calificó la convocatoria a referendo consultivo a realizarse este 3 de diciembre como “una amenaza existencial” y solicitó a la CIJ una medida de suspensión hasta que la Corte se pronuncie sobre la validez o no del Laudo Arbitral de París de 1899 que Venezuela rechaza.

El referendo someterá a consulta de los venezolanos cinco preguntas referentes a la defensa histórica del Esequibo, el Laudo Arbitral, la jurisdicción de la CIJ, el Acuerdo de Ginebra y la creación del estado de la Guayana Esequiba.

Para Rodríguez el peor escenario es el bélico, por lo que el referendo es un instrumento de paz y unidad nacional. Considera que la CIJ ya ha demostrado su falta de imparcialidad al declararse competente para ver la demanda solicitada por Guyana cuando no hay ningún documento que establezca que nuestro territorio es de ese país.

En su opinión el tema de fondo es energético por lo que la paz regional está amenazada. “EN 2021 la Exxon Mobil declaró 23 mil millones de dólares de ganancias y en 2022 declaró 55 mil millones, y la única diferencia es el petróleo que nos están robando de la fachada atlántica”.

Por: Anahí Arizmendi

«Todos los actores de la vida nacional deben unirse para lograr el desarrollo económico»

Es necesaria la unión de todos los actores de la vida nacional, los políticos, los empresarios y los trabajadores, para consolidar a largo plazo un desarrollo económico para Venezuela, así lo aseguró este domingo el diputado a la Asamblea Nacional, Rodolfo Sanz.

Te puede interesar