carrera del dolar
Sobre los 690 Bs: ¿A dónde va la carrera del dólar?

En semana del 9 al 13 de noviembre, el valor del denominado dólar paralelo e incluso la tasa del Banco Central de Venezuela superó los 650.000 bolívares por cada dólar. Al pago de bonos y asignaciones familiares que hace el Estado para paliar el duro combate a la especulación de los precios de bienes en este país se une la llegada de la época decembrina.

Quien capta bolívares en su poder, sale a obtener divisas para preservar el valor de la moneda; por lo tanto, al aumentar la demanda de divisas, sube el precio de la cotización en el  mercado paralelo.

En este escenario la lucha del consumidor para proteger su poder adquisitivo es una lucha despareja donde siempre pierde en un contexto de devaluación acelerada de la moneda. Y no hay mejores horizontes a la vista.

Fernando Cepeda, segundo vicepresidente de Fedecámaras ofreció una entrevista en un programa radial y afirmó que a finales del mes de diciembre de este año el dólar «podría estar superando los 800 o 900.000 bolívares por dólar” mientras que otros expertos redoblan la apuesta y suben la estimación situando el tipo de cambio en 1.000.000 de bolívares por dólar al terminar este 2020.

Aunque los precios estén exhibidos en esa moneda, se ve a lo largo de todo el país la conducta especulativa de remarcar ante el menor movimiento alcista de la divisa, lo que deja en claro la existencia de una inflación dolarizada. Atravesar este proceso de dolarización en Venezuela no ha impedido el avance de la hiperinflación en este 2020 aunque la mayoría de las transacciones comerciales que se hacen en el país se transan con dólares, euros y pesos colombianos.

Según estimaciones de diversos expertos, alrededor de 64% de las transacciones en territorio nacional se realizan a través de divisas, esta situación se ha incrementado de manera progresiva durante el año 2020.

¿Porqué sube el dólar como la espuma?

No es la moneda, ni son los volúmenes transados en moneda local sino la usura y la especulación, los generadores que disparan el valor del dólar.

El escenario político se perfila rumbo a las elecciones parlamentarias del 6D y como siempre, la economía reacciona o recibe la influencia de lo que ocurre en la política.

Cepeda de Fedecámaras recomendó al Estado inyectar dólares a la economía para que baje el precio de la divisa, ya que al existir más oferta que demanda, tiende a la baja o lo que es lo mismo, actores económicos privados que poseen concentración de capital en sus manos quieren seguir parasitando las arcas del Estado y por ello, exigen acciones de este tipo.

Ante la situación, el gobierno del presidente Nicolás Maduro ha dicho en reiteradas ocasiones que las sanciones financieras e ilegales que le aplica Estados Unidos a su país, es la causa de la situación actual de caída económica. En un reporte reciente, la agencia Reuters aseguró que Venezuela exportó solamente 359 mil barriles de petróleo diarios en el mes de octubre, lo que significa el mínimo histórico en la historia de la nación. Tal situación es consecuencia del bloqueo impuesto por EEUU, especialmente a la comercialización del crudo venezolano, principal fuente de ingreso de divisas al país.

Desestatizar, palabra prohibida para los chavistas de la primera guardia, y poner en marcha la Ley Antibloqueo se convierten en verdaderos retos para lograr mayores ingresos fiscales que den certidumbre y por lo tanto, un nuevo piso para el dólar.

Marcela Heredia